Algunas frases impactantes del inmenso repertorio de Facundo Cabral

* No estás deprimido, estás distraído.

* Dios te respetará si eres trabajador, pero si eres juglar, te amará.

* Cuando culpamos a otra persona, estamos siendo irresponsables de nuestros actos.

* La vida consiste en disfrutar de cada instante.

* Tu mejor activo es el tiempo. Cada segundo perdido, es vida perdida, y nuestro paso por el mundo es tan breve, que no me hago a la idea de no aprovechar cada momento.

* Mi corazón ama más de lo que creo, mi mente no tiene fronteras.

* Si quieres, puedes ser libre hoy, porque el poder se encuentra aquí y ahora, en cada instante de tu vida.

* Aprende a amar hasta por fin ser amado, hasta ser la personificación más pura del amor.

* Aceptar la vida como es y dejar que las cosas ocurran naturalmente, es la mejor manera de superar la ansiedad.

* Si te tomas como una escuela tu trayecto desde el nacimiento hasta la muerte, te darás cuenta de que los errores son, en realidad, lecciones.

* No estás solo, tú también eres sal de la tierra.

* Dentro de ti están tanto el bien como el mal. Conviene que fortalezcas el bien para que salga victorioso en los momentos de enfrentamiento e introspección. Recuerda que cada problema es una oportunidad para aprender.

* Nunca te pongas la barrera del “no puedo”, porque cuando necesites superarte, habrás acostumbrado a tu subconsciente a esa mentalidad.

* Ninguno de los instantes que has vivido ha sido en vano. Presta atención al presente para no desviarte de lo importante, que el pasado no vuelva a distraerte.

* Perdona a quién te ha hecho daño, esas personas no son culpables de su educación. Cuando lo hagas, y cuides del pasado, te quitarás un peso de encima.

* Deja de quejarte y goza del presente. Si te sirve de consuelo, ya has ganado con ese pantalón y esa sudadera que llevas puesto, pues cuando viniste al mundo estabas desnudo.

* Para liberarte de la ira y el rencor debes perdonar. El perdón es lo más grande que existe porque te habrás deshecho de las cadenas de tus enemigos, el sentimiento de odio, el resentimiento y el miedo. Tu cabeza te lo agradecerá.

* Si aprendes a perdonar, dejarás de ser cómplice de lo que te atormenta.

* Deja en el pasado el temor al fracaso y empieza a vivir el aquí y ahora.

* Mi madre me enseñó a volver a intentarlo, que nunca es demasiado tarde para algo. Deja de compadecerte de ti mismo, aléjate de lo tóxico, de tus enemigos, de los falsos políticos, de quienes tratan de destruirte y, sobre todo, de los  que pretenden decirte cómo debes ser. Tu vida es tuya.

* Si alcanzas la tranquilidad serás más feliz, tendrás mejor salud, amarás y perdonarás. Es una vida llena de plenitud.

* Si haces lo que amas, Dios te bendecirá con la felicidad, el éxito y el amor. Ocurrirá cuando tenga que ocurrir y será natural, así que sigue tu instinto.

* La vida es tan corta que no vale la pena sufrir. Existen miles de planes para disfrutar en un tiempo tan reducido entre la cuna y la tumba… Goza las cuatro estaciones, los 365 días del año.

* La felicidad se puede obtener. ¿Cuándo? Cuando tú lo decidas.

* Presta ayuda a quienes lo necesitan. Más adelante serás tú quien lo necesite y recibirás lo que mereces. No hay nada mejor que dar a los desfavorecidos, es el motivo de felicidad más grande, igual que el amor y el cuidado de la naturaleza.

 

Si accedes a la opción Solicitar boletín
recibirás un correo semanalmente con las novedades que se vayan introduciendo
y tendrás acceso a artículos destinados solo a las personas suscritas 
y a otras opciones que se irán incluyendo poco a poco en el boletín.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *