El número cero (0) en GS

Enlace a Geometría Sagrada – El Punto (Parte 2)

De la nada viene el Todo, y esta sería la mejor manera de definir el cero.

El punto es absolutamente nada, pero potencialmente todo lo que existe, así como el vacío es nada… ninguna cosa… pero en potencia es todo lo que existe… equivale al número cero (0).

El cero (0)… el punto… el potencial en acción… la Conciencia pura… es conseguir algo de la nada… es el símbolo del Ser… de la Revelación ya que es el punto de vacío donde se anida la mayor concentración de energía… allí es donde la vida florece y permite que una semilla germine.

Para Pitágoras era “El Huevo Cósmico” que contiene Todo, y desde donde nace la primera energía, antecede a todo, es la preparación del inicio, la eclosión.

En la numerología mística, según el Dr. Ivan Seperiza, el cero «Representa lo absoluto e infinito, lo eterno en potencia que no es un valor, pero valoriza todas las cosas, lo que no es una realidad, pero sí es el espacio donde la realidad se manifiesta. El cero “0” es el principio viviente en estado latente previo a la Manifestación. Por tanto, el cero “0”, se refiere a lo que aún no es, pero que puede serlo todo. Su forma más abstracta es la negación, que se afina como negación de todo límite o determinación y se completa como luz o energía infinita. El cero “0” es la potencialidad como raíz oculta de toda manifestación. Está representado por él circulo, figura auto contenida e infinita al carecer de principio y de fin.»

En las Escrituras encontramos que Cristo dijo: “Yo soy el alfa y la omega” (en el alfabeto griego Alfa es la primera letra y Omega es la última letra) que significa en principio “todo” y a la vez “nada”… el “principio” y el “fin”… representa la totalidad del Universo que es aún amorfo e intangible.

El origen del nombre “cero” tiene un recorrido histórico bastante accidentado; los hindúes lo llamaron “sunya” (शून्य en escritura devanagari), que significa vacío. Más tarde en árabe se lo llamó ﺻﻔﺮ “sifr”, pasando al latín como “zephўrum” y al italiano como “cero”. Nosotros, nos limitamos a tomar prestada la palabra árabe con una simple adaptación fonética (sifr > zephyrum > zero > cero). El vocablo “cifra” – de origen idéntico – sirvió primero para designar al cero, pero después pasó a utilizarse para el resto de los numerales.

Es interesante destacar el parecido entre el nombre latino “zephўrum” y la palabra hebrea “sephira”, o “sefirot”, que se refiere a las emanaciones de la deidad en la Cábala.

Los mayas hicieran también una asociación positiva con el concepto del cero, representándolo con una concha, de connotación favorable. Una concha cerrada, recordando la posición del feto en el útero, el cero representa la desintegración del grano de maíz que precede a la aparición de la semilla y simboliza la regeneración cíclica, pues representa el paso de una vida a otra… el punto muerto… de donde parten los números ascendentes, como el comienzo del desarrollo de toda nueva vida.

Espasvo “Gracias por asumir tu propio poder”
Aiyún-Iloa
Continúa… El número uno (1) en GS

 

Si accedes a la opción Solicitar boletín
recibirás un correo semanalmente con las novedades que se vayan introduciendo,
tendrás acceso a artículos destinados solo a las personas suscritas
y a otras opciones que se irán incluyendo poco a poco en el boletín.

4 Comentarios
  1. Muy interessnte.
    Me recuerda a un fractal. El cero lo tiene todo y no tiene nada, es un inicio y un fin, la vida y la muerte en el mismo punto, donde todo empieza y acaba.
    Un fractal de inicio y fin., en contínuo movimiento….
    Sándal

  2. La nada en sanscrito significa sonido. Vibración. Ritmo. De ahí dimana la matriz organizadora de la materia, al colapsar la onda en particula.
    Es el cero neutoniano o neuroniano de la tabla periodica que la ciencia hegemónica olvido de manera expresa para ocultar que estábamos en esa sopa cósmica, infinita de posibilidades al precipitarse la esencia a la existencia.
    Mercès Mercè

    1. Muy interesante lo que nos comentas!! Gracias por tu aportación!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la Política de Privacidad

Responsable: Mercè Lobo
Finalidad: Gestión y moderación de los comentarios
Destinatarios: No se ceden datos, todo queda registrado en esta web
Derechos: acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos
Contacto: info@eltallerdelalma.com
Más información en Política de Privacidad